9 sept. 2012

Colonia Textil

Una de las muchas colonias textiles, hoy en día abandonadas, que podemos encontrar a orillas del río Llobregat. Fue construida entre  1859 y 1950, ya que a lo largo de los años fue incorporando nuevos elementos. Abrió como fábrica, pero se fue convirtiendo en una colonia formada por viviendas para trabajadores, una iglesia, diversos negocios, un convento, una escuela y hasta un cine teatro. Algo necesario puesto que la fábrica llegó a emplear hasta  1200 trabajadores.
 
Cerró en 1992 debido a la crisis y al cierre de la estación de tren que permitía el acceso.

















Casa de Colonias

Todos los lugares abandonados tienen algo que los hace especiales. Cuando uno entra, se imagina quien lo habitó, porqué fue abandonado  y como habría sido la vida allí. Pero qué sucede cuando se trata de un sitio que se ha conocido en plena actividad?

He visitado muchos lugares abandonados, pero nunca ninguno ha sido tan especial como el que visitamos el año pasado, esta casa de colonias a la que yo había ido con apenas 10 años. Recuerdo perfectamente como era, las actividades que allí hacíamos y la gente que conocí.

Es un edificio de 1919, rodeado de montañas y que fue construido para albergar los transformadores de una central hidroeléctrica. En 1957 sufrió un incendio y tras ser reconstruido pasó a ser una casa de colonias para los hijos de los empleados de dicha compañía durante los meses de julio y agosto. A finales del siglo XX fue abandonado y ahora se encuentra en el estado lamentable que se puede observar en las fotos.  El recinto consta de un gran jardín, donde también había una pista de baloncesto, una capilla, una piscina y varios edificios para los niños y los monitores.

Afortunadamente, su deterioro es mas interior que exterior, nadie diría que se encuentra deshabitado, excepto por el jardín. Esperemos que la empresa propietaria encuentre un nuevo uso que evite que caiga en un estado ruinoso.

















25 mar. 2012

La Ciudad de los Muchachos

Es un antiguo orfanato y centro para jóvenes conflictivos que se encuentra en mitad del bosque. Fue fundado en 1963 por Auxilio Social, una organización franquista y supervisada por la Falange Española y la Iglesia Católica. Su objetivo era enseñar y educar a los jóvenes a enfrentarse a los problemas que podrían encontrarse en la vida real. Para que os hagáis una idea de la educación allí recibida, este proyecto fue implantado cuando Mercedes Sanz, la fundadora de Auxilio Social, oyó historias de los viajes de su marido, Javier Martínez, a la Alemania Nazi y de como funcionaban allí los denominados “Hogares escuela”. Se puede decir que los jóvenes aquí recluidos tenían una disciplina pseudo militar, recibiendo todo tipo de castigos físicos y psíquicos.
 
Cerró sus puertas en 1977, cuando pasó a ser gestionado por el Instituto de Asistencia Social del Ministerio de Gobernación.
 
Os podéis imaginar su estado actual, tras 35 años de abandono, pero todavía se pueden encontrar varios edificios en pie, aunque algunos sin techo, una piscina, un parque y un campo de fútbol.